El embajador ante la UNESCO, al independentismo: Es un insulto que pueblos desarrollados de Europa se digan “oprimidos”

Perelló, dispuesto a trabajar por un mejor “reconocimiento” de la cultura catalana en esta organización, como acordaron PSOE y PSC

El recién nombrado embajador representante ante la UNESCO, el socialista Juan Andrés Perelló, ha advertido de que “para los pueblos oprimidos del mundo, que no tienen nada”, es un “insulto” que haya “pueblos desarrollados europeos, por muchos problemas regionales que tengan, que quieran establecerse en paridad de condiciones con los pueblos oprimidos”.

“No lo son”, ha zanjado Perelló, que más bien cree que cuando se piensa en los pueblos de Europa, en “todas sus regiones y comunidades”, se podría “hablar de pueblos entretenidos más que de pueblos oprimidos”.

Así se ha expresado, una entrevista con Europa Press, el nuevo representante español ante la organización de la ONU para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), preguntado por el hecho de que las organizaciones internacionales hayan sido escenario de las aspiraciones del independentismo catalán.

“Cualquier discurso que rompa la solidaridad nacional, europea e internacional me tendrá enfrente, cualquier discurso que plantee el mundo como una unidad en el universo de fraternidad me tendrá como aliado”, ha replicado Perelló.

Cataluña, ha remarcado, “forma parte de Europa y de España” y en ese ámbito se puede hablar de autogobierno y se pueden ver los problemas que haya que atender. “Pero respetando lo que tenemos y mirando a un horizonte de fraternidad”, ha puntualizado.

Perelló, que tiene claro que Estados Unidos no debería salir de la UNESCO porque “nadie puede caminar solo por el mundo”, aplica un razonamiento similar ante el independentismo: “Si estoy diciendo que hemos de ganar la batalla al independentismo de algunos países que se han enrocado en el nacionalismo patrio nacional ¿cómo no vamos a hacer ese mismo discurso para una comunidad de un Estado?”.

¿CATALUÑA ASPIRA A CONVERTIRSE EN ANDORRA?

“Si estoy diciendo a Estados Unidos que es bueno que no se vaya de la UNESCO, ¿cómo le voy a decir a Cataluña que se vaya de España o de Europa?, porque irse se de España es irse de Europa, no nos engañemos”, ha insistido. De hecho, cree que “si Cataluña aspira a convertirse en Andorra”, una reflexión seria demuestra que “no es lo más indicado en el siglo XXI”.

Eso sí, el nuevo embajador está dispuesto a estudiar cómo se puede poner en práctica uno de los puntos de la Declaración de Barcelona pactada por PSOE y PSC hace un año. Se tata de la parte que habla de “asegurar la presencia de Cataluña y de las culturas catalana y aranesa en la UNESCO” y de crear en Barcelona una “oficina técnica” para coordinar la presencia de las diversas lenguas y culturas españolas en la organización.

Aunque todavía tiene que hablar con los distintos ministros relacionados con el ámbito de la UNESCO y analizar cómo recoge la organización las distintas culturas españolas, sí cree que “si se puede abundar en mayor reconocimiento y mayor presencia” se hará, porque todo lo que sea enriquecer la cultura española “con presencia de la singularidad de cada territorio es enriquecer a Europa”.

Perelló ha explicado que cuando PSOE y PSC tomaron esa decisión es para “decir claro” que la “singularidad de Cataluña”, como la de otra comunidad, tiene que tener un acomodo.

“Claro que los catalanes tienen que sentirse potentes y representados en el mundo en su identidad cultural, por qué no, y si el lugar es la UNESCO yo defenderé los intereses de Cataluña, como defenderé los de cualquier región que tenga una identidad propia”, ha argumentado, añadiendo que hacer eso es muy distinto a “decir nos vamos “.

A su modo de ver, una persona es más libre cuantas más lenguas conoce, porque puede “expresar su libertad y pensamiento en más lenguas” y con “una nación pasa igual”. Así, ha defendido que “el español se expresa de distintas maneras, se expresa en castellano catalán, en gallego, son lenguas españolas, incluido el castellano” así que todas tienen que “tener un acomodo”. “Si hay una nación plural en Europa, esa es España”, ha remachado.

UNA OFICINA DE LA UNESCO EN BARCELONA

Respecto a la propuesta concreta de abrir en Barcelona una oficina que coordine la presencia de las lenguas y culturas españolas en la UNESCO, ha asegurado que está en el horizonte y hay voluntad, y lo que hay que hacer ahora es ver si tiene cabida en el marco de la UNESCO y cómo se puede enmarcar, si es oportuno, en la política del Gobierno español y del catalán.

En su opinión, con esa iniciativa podría satisfacerse “alguna reivindicación” y se potenciaría el “carácter catalán y su cultura como una parte del carácter de Europa y de España”, así que “bienvenido sea”.

Perelló no cree que ubicar esa oficina en Barcelona sea un agravio para otras comunidades, porque ya habrá oportunidades para potenciarlas y, además uno no puede pretender tenerlo todo en su “barrio”. “Hasta ahora solo se le ha ocurrido al PSC, no a ninguna otra federación (socialista), así que respetemos al que ha tenido prioridad en la creación”, ha argumentado.

Print Friendly, PDF & Email
Share