El Consejo de Economistas critica la «falta de sensibilidad» del Gobierno con empresas y profesionales

El Consejo General de Economistas (CGE) ha mostrado su «gran desilusión» por la «poca contundencia» de las medidas económicas anunciadas por el Gobierno, que considera que pueden interpretarse como una «falta de sensibilidad» con empresas y profesionales.

En un comunicado, los economistas subrayan que lo prioritario es la salud, pero expresan su disconformidad con las últimas medidas económicas, especialmente por no atender su petición de ampliar los plazos de las autoliquidaciones tributarias y de las declaraciones informativas.

El presidente del CGE, Valentín Pich, señalaque los acuerdos del Consejo de Ministros «pueden interpretarse como una falta de sensibilidad del Ejecutivo con empresas y profesionales, a quienes parece querer negar herramientas de fácil implementación y bajo coste que podrían ser de gran ayuda para garantizar su supervivencia», facilitando liquidez mediante la ampliación de los plazos de autoliquidaciones tributarias y del pago de las cuotas.

Pich ha hecho hincapié en este punto, al ser «especialmente importante» para aquellos que «a duras penas» intentan mantener su actividad pese a la prolongación del estado de alarma y a los que «podría parecer que están dejando en una situación de desamparo».

La institución señala que empresas de asesoramiento financiero, mercantil, laboral, concursal o fiscal trasladan su «preocupación» y «pesimismo» por los problemas en el tejido empresarial, ante cierre de negocios o la imposibilidad de cobrar facturas y realizar ventas. «Todos advierten un futuro dificilísimo, incluso después de la pesadilla del Covid-19», alertan.

Por ello, pese a reconocer algunas medidas de «alivio», como la flexibilización de ERTEs, las relativas a las cuotas de autónomos o las facilidades para aplazar autiliquidaciones tributarias de pymes que resulten a ingresar, CGE señala que hay un «clamor» para que se amplíen los plazos de las autoliquidaciones tributarias y de declaraciones informativas.

También lo es, añade, agilizar los aplazamientos de deudas tributarias para otras empresas que no sean pymes y que se modificaran los plazos del Imppuesto sobre la Renta y de sobre Sociedades.

A su vez, pide exonerar temporalmente del abono de la aportación empresarial a la Seguridad Social a las empresas que mantienen actividad, ya que, de no hacerse así, cree que se estarían dando mayores ventajas al cese de actividad y la suspensión de los contratos de trabajo frente a aquellas empresas que, por tipología, pueden seguir prestando sus servicios.

A este respecto, plante aplazar el pago del próximo 30 de marzo del IVA y de las cuotas a la Seguridad Social, así como los pagos fraccionados de Sociedades, las retenciones del IRPF y el IVA, que habrán de hacerse en abril.

Print Friendly, PDF & Email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El hospital de campaña de Ifema tiene 260 pacientes ingresados y ha dado ya 22 altas
Banca March adelanta a mañana el abono de las pensiones para evitar la formación de colas

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios