Sociedades científicas y pacientes acuerdan medidas para aumentar el conocimiento de la tromobosis asociada al cáncer

Un total de 13 sociedades científicas españolas, las dos mayores asociaciones vinculadas a pacientes con cáncer en España y la Federación Española de Asociaciones de Pacientes Anticoagulados han acordado impulsar una campaña de divulgación de la trombosis asociada al cáncer, dirigida a pacientes y a profesionales sanitarios, con el objetivo de aumentar su conocimiento entre estos colectivos.

Según advierten expertos, existe todavía “mucho desconocimiento” de la enfermedad, a pesar de que se trata de “la segunda causa de muerte prevenible en pacientes oncológicos, solo por detrás de la progresión de la propia enfermedad”. “Los pacientes oncológicos tienen un riesgo entre cuatro y siete veces mayor de sufrir una trombosis que una persona que no padezca esta enfermedad. Los expertos calculan que entre un 20 y un 30 por ciento de los episodios de trombosis están asociados al cáncer”, añaden.

El doctor Manuel Monreal, catedrático de la Facultad de Medicina de la Universidad Autónoma de Barcelona, a través de datos del Ministerio de Sanidad, ha explicado que uno de cada diez pacientes con cáncer que murieron por una trombosis eran menores de 50 años, y uno de cada cinco no tenía metástasis, es decir, no estaba en una fase terminal de la enfermedad, “por lo que con profilaxis son muertes que se podrían haber evitado”.

Por ello, pacientes y profesionales sanitarios han acordado un decálogo de medidas en una reunión, apoyada por LEO Pharma, para analizar las propuestas del Libro Blanco de la Trombosis Asociada al Cáncer , cuando se cumple un año de su presentación en España y dos años desde que se dio a conocer en el Bruselas.

La iniciativa tenía como objetivo solicitar al Parlamento Europeo que ayudara a dar visibilidad a la enfermedad. Una de las principales conclusiones del documento es que esta patología “era difícil diagnosticarla y se hacía tarde”, según el doctor Manuel Monreal, que ha participado en su elaboración.

Uno de los compromisos principales de la reunión entre profesionales sanitarios y pacientes ha sido la necesidad de aumentar la difusión del Libro Blanco , así como la de crear “un mensaje y una imagen común” que contribuya a divulgar la trombosis asociada al cáncer. El objetivo es conseguir involucrar a todo el colectivo sanitarios desde médicos de atención primaria y especialistas hospitalarios a enfermería, farmacéuticos y asociaciones relacionadas con pacientes para lograr “una mayor prevención”.

CARTA A LA MINISTRA DE SANIDAD

Asimismo, se ha acordado dirigir una carta a la ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, María Luisa Carcedo, en la que proponen trabajar conjuntamente para que “se tenga en cuenta esta patología y se deriven planes específicos para su prevención y tratamiento”. Además, solicitarán una reunión con la ministra para trasladarle la importancia de trabajar por la concienciación de esta patología.

En el marco de su apuesta por la concienciación, LEO Pharma ha colaborado con la Coalición Europea de Pacientes con Cáncer (ECPC), la Alianza Europea de Trombosis y Hemostasia (ETHA) y el movimiento global Día Mundial de la Trombosis en la elaboración de la primera encuesta que analiza el grado de concienciación de los pacientes con cáncer sobre la posibilidad de sufrir una trombosis.

Esta encuesta, cuyos resultados se presentarán el 16 de octubre en el Parlamento Europeo, en Bruselas, se ha llevado a cabo en seis países de la Unión Europea, incluido España, con el objetivo de averiguar la información de que disponen los pacientes sobre la trombosis asociada al cáncer y llevar a cabo medidas de concienciación.

Además, se aprovechará el próximo día 13 de octubre, el Día Mundial de la Trombosis, para hacer una campaña de concienciación educativa, que busca reducir la carga de morbilidad significativa que provoca la trombosis. Este día, creado y liderado por la Sociedad Internacional de Trombosis y Hemostasia (ISTH, por sus siglas en inglés), es una colaboración que llevan a cabo defensores y organizaciones a nivel local, regional, nacional e internacional.

Las asociaciones que han participado en este acuerdo son las sociedades españolas de Oncología Médica (SEOM), Trombosis y Hemostasia (SETH), Medicina Interna (SEMI), Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR), Angiología y Cirugía Vascular (SEACV), Farmacia Hospitalaria (SEFH), Médicos de Urgencias y Emergencias (SEMES), Hematología y Hemoterapia (SEHH), Enfermería Oncológica (SEEO), Medicina de Familia y Comunitaria (SEMFyC), Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN), Médicos Generales y de Familia (SEMG), Farmacia Familiar y Comunitaria (SEFAC). Además, también las dos mayores asociaciones vinculadas a pacientes con cáncer, la Sociedad Española contra el Cáncer (AECC) y el Grupo Español de Pacientes con Cáncer (GEPAC), y la Federación Española de Asociaciones de Pacientes Anticoagulados (FEASAN).

Print Friendly, PDF & Email
Share