Obras destinará 1,2 millones a renovar la carretera Loredo-Langre, que contará con un paseo peatonal

Los trabajos empezarán en la segunda mitad de este año y acabarán a lo largo de 2021

La Consejería de Obras Públicas, Ordenación del Territorio y Urbanismo del Gobierno de Cantabria ha dado a conocer este martes a la Corporación de Ribamontán al Mar el proyecto que se va a licitar próximamente, por un importe de 1.200.000 euros, para mejorar el trazado de la carretera que une Loredo con Galizano, concretamente en el tramo que discurre entre Loredo y Langre.

Esta renovación contempla, además, la construcción de un paseo peatonal para mejorar la seguridad vial de la zona, informa el Ejecutivo en nota de prensa, en la que indica que el plazo de ejecución será 12 meses. Se prevé que las obras comiencen en la segunda mitad de este año y estén finalizadas a lo largo de 2021.

El consejero, José Luis Gochicoa, ha explicado que estos trabajos se enmarcan dentro del programa global de actuaciones que se han venido realizando en el municipio para conectar mediante carril bici todas las localidades costeras, pues actualmente se puede ir desde Somo a Loredo en bicicleta.

Así, con la ampliación hasta Langre, solamente faltaría por construir el último tramo del recorrido que este martes se ha presentado, que uniría Langre con la playa de Galizano.

El responsable del departamento ha señalado que una vez que la obra esté finalizada se podrá disponer de un paseo «digno» para llegar a las playas, además de una mejor seguridad para los vehículos y el paso de peatones «en una zona en la que hay gran afluencia en época estival».

Asimismo, ha indicado que a pesar de que esta obra no estaba incluida en el actual plan de carreteras del Gobierno, el proyecto ha sido agregado por considerarse «muy necesario» para la seguridad vial y por dar solución a «un problema histórico de movilidad» en el municipio.

Por su parte, el alcalde, Francisco Asón, ha agradecido la ejecución de esta actuación, que responde a una demanda que se plantea en Ribamontán al Mar no solo en verano, por la afluencia de gente a las playas, sino durante todo el año, pues son actuaciones «muy solicitadas» por los vecinos en un entorno «muy concurrido».

Durante el acto celebrado en la sede de la Casa Consistorial, el consejero también ha estado acompañado por el director general de Obras Públicas, Manuel del Jesus, y varios miembros de la Corporación municipal.

DETALLES DEL PROYECTO

Los trabajos consistirán, principalmente, en la mejora del trazado para conseguir una calzada con 6 metros de anchura mínima, con dos carriles de 3 metros cada uno, más arcenes de 50 centímetros a cada lado, a lo que se añade el sobreancho necesario en curvas.

Además, a lo largo de todo el tramo se creará un itinerario peatonal con 2,80 metros de anchura en la margen derecha de la carretera.

Asimismo, se mejorará el drenaje y se habilitarán cunetas revestidas de hormigón. Al término de la obra se producirá la restauración paisajística del entorno mediante hidrosiembras y plantaciones, y se acometerá la recuperación ambiental en aquellos tramos de carretera que quedan en desuso.

Print Friendly, PDF & Email
Share