BBVA Research estima que Cantabria creará más de 5.000 nuevos empleos entre 2019 y 2020

BBVA Research prevé que Cantabria creará algo más de 5.000 puestos de trabajo entre 2019 y 2020, unos 2.500 anuales, reduciéndose así la tasa de paro hasta el 8,5%, en un contexto de desaceleración económica en el que el crecimiento bajará una décima (del 1,8% este año al 1,7% en 2020).

Frente al actual entorno de descenso del crecimiento, la economía cántabra está “mejor preparada que antes de la crisis” para afrontarlo al contar con factores positivos como el incremento de las exportaciones o el avance de la inversión en maquinaria y equipo.

Así lo indica el Servicio de Estudios de BBVA en su último informe Situación Cantabria , que han presentado hoy en rueda de prensa el economista jefe para España de BBVA Research, Miguel Cardoso, y el director de la Territorial Norte de BBVA, Carlos Gorria.

Según ha indicado Cardoso, las previsiones de crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) para la Comunidad, del 1,8% en 2019 y del 1,7% en 2020 son coherentes con la continuación de la recuperación del empleo.

La economía cántabra creció en 2018 un 3,4%, un ritmo similar al de 2017 y, por segundo año consecutivo, algo mayor que la media de España, que se explica por una evolución delconsumo más favorable que la prevista, así como por el dinamismo de la inversión y delcomercio exterior regional. También el mayor impulso de la construcción y de la industriaha favorecido el diferencial positivo de crecimiento de Cantabria respecto a España.

El gasto de los hogares cántabros moderó su dinamismo en 2018 y el sector turístico alcanzó, con el séptimo año de aumento, el segundo récord histórico consecutivo, tanto en viajeros como en pernoctaciones en hoteles.

En el primer semestre de 2019 Cantabria continuó creciendo, aunque a un ritmo menor que en 2018 pues la actividad económica en la comunidad se desacelera en la segunda parte del año, en la que el crecimiento se podría situar alrededor del 0,3%, similar a lo esperado para España. Por ello, BBVA Research prevé que el PIB regional crezca el 1,8% en 2019 y el 1,7% en 2020. Con ello, Cantabria enlazaría siete años consecutivos de recuperación.

En este sentido, el menor ritmo de crecimiento o ralentización de la economía cántabra se explica por la desaceleración en España; la tasa de crecimiento del empleo de entre el 0,1 y 0,3; la moderación del crecimiento del consumo y el entorno internacional, más negativo que hace meses.

Mientras, los factores sostenidos de crecimiento de la comunidad tienen una “gran fortaleza” en el crecimiento continuado de las exportaciones, que si continúa será “el gran elemento diferencial de la economía” regional.

También, en el impulso de los bienes de equipo derivado de lo anterior, que crece “a dos dígitos” frente a un incremento que no llega al 5% en España; la recuperación de la vivienda, con “espacio para crecer” pues los precios han alcanzado en Cantabria su nivel de equilibrio; y la política monetaria europea, que garantiza tipos bajos de interés durante los próximos dos o tres años, lo que supone “una fuente de confianza para las familias”.

EMPLEO

De cumplirse el escenario previsto, entre el 2019 y el de 2020 el BBVA prevé la creación de más de 5.000 nuevos puestos de trabajo en Cantabria y una tasa de paro del 8,5% en promedio en 2020, todavía 1,3 puntos por encima del nivel precrisis.

Sin embargo, los datos de 2019 apuntan a que se está desacelerando el ritmo de creación de empleo en la región. En los últimos 12 meses, la mejora del empleo se produjo a un ritmo muy dispar entre las comarcas, donde Santander, en términos de afiliación, ha recuperadoprácticamente el nivel de empleo precrisis, pero el resto se encuentran todavía a más de 7 puntos porcentuales de este nivel.

A ello se añade la dificultad para cubrir determinadas vacantes por la falta de formación o la incidencia del paro juvenil y de larga duración.

Print Friendly, PDF & Email
Share