Alemania acuerda la compra conjunta de aviones Hércules C-130J con Francia y submarinos con Noruega

Alemania, Noruega y Bélgica se sumarán al proyecto de Países Bajos y Luxemburgo para adquirir aviones de reabastecimiento Airbus A330

BRUSELAS, 17

Alemania y Francia han acordado la compra conjunta de aviones de transporte Hércules C-130J, de la firma estadounidense Lockheed Martin, para sustituir a la flota de aparatos C-160 cuyo ciclo de vida útil acabará en 2021 y Noruega y Alemania han acordado la adquisición de seis submarinos.

Francia adquirirá ocho aparatos y Alemania, entre cuatro y seis, según consta en la carta de intenciones firmada en los márgenes de la reunión de la OTAN en Bruselas por la ministra de Defensa alemana, Ursula von der Leyen, y su homólogo francés, Jean Yves Le Drian, para poner en marcha un escuadrón de transporte aéreo de C-130J.

El acuerdo, en el que ambos países vienen explorando desde octubre de 2016 y en el que Francia actuará como nación marco desde 2021, también contempla un centro de entrenamiento, previsiblemente en Évreux. Se espera que el Parlamento alemán se pronuncie sobre el proyecto en el primer trimestre de 2019.

Noruega y Alemania también han firmado otra carta de intenciones para el desarrollo y la adquisición conjunta de seis submarinos del mismo tipo. Noruega comprará cuatro y Alemania, dos.

El acuerdo, que está abierto a otros países y se sellará a través de un Memorando de Entendimiento este verano, amplía la cooperación entre ambos países para renovar sus antiguos sistemas de misiles navales, a partir de un nuevo modelo fabricado por Noruega.

Asimismo, Alemania, Noruega y Bélgica firmaron ayer otra carta de intenciones para sumarse en 2017 al proyecto promovido por Países Bajos y Luxemburgo, para adquirir una flota multinacional de aviones de reabastecimiento de Airbus, una de las capacidades deficitarias en la OTAN, según puso de relieve la operación aérea en Libia.

El proyecto fue lanzado por Países Bajos y Luxemburgo en julio de 2016 y se espera que los primeros dos tanqueros de tipo Airbus A330 se reciban en 2020, aunque el nuevo acuerdo prevé ampliar la flota a hasta ocho aparatos con la entrada de Alemania, Noruega y Bélgica al proyecto. Cinco de los aviones tendrán sede en Eindhoven (Países Bajos) y tres, en la base operativa avanzada en Colonia (Alemania), que estarán en servicio continuo.

INTEGRACIÓN DE FUERZAS TERRESTRES Y MANDO DE OPERACIONES ESPECIALES

Por otra parte, Alemania también ha acordado con República Checa y Rumanía cooperar en una fuerza multinacional liderada por Alemania para reforzar el pilar europeo en la OTAN, aunque en un primer momento comenzarán por ejercicios conjuntos, previstos este año.

Alemania aportaría a la fuerza efectivos de su Décima División Acorazada y su División de Fuerzas de Intervención Rápidas, República Checa efectivos de su Brigada de despliegue rápido y Rumanía, efectivo de su Brigada mecanizada.

Por su parte, Bélgica, Dinamarca y Países Bajos han acordado explorar la creación de un mando multinacional de fuerzas especiales, un trabajo que comenzará en 2019. El proyecto pretende contribuir fundamentalmente a operaciones de la OTAN, pero también podrá ponerse a disposición de misiones de la ONU y otras operaciones multinacionales.

La OTAN y Finlandia, que no firma parte de la Alianza, también han firmado un acuerdo de cooperación en ciberdefensa, una creciente amenaza para ambas partes, con el objetivo de mejorar la protección y resistencia de sus redes frente a ciberataques. El acuerdo prevé estrechar la cooperación, incluido a través de formación y ejercicios conjuntos.

Share